Guía de mantenimiento de cartuchos de tinta Canon

Publicado en por nivelblue

Las impresoras Canon inkjet necesitan para su funcionamiento de unos cartuchos de tinta los cuales requieren de un mantenimiento básico a fin de no estropearlos e, incluso, llegar a dañar la impresora. A continuación se indicará en qué consiste un cartucho de tinta y se facilitarán las pautas para un correcto mantenimiento.

Canon Inc. y sus cartuchos de tinta

Especializada en productos ópticos, Canon Inc., fabrica y distribuye cámaras fotográficas y de vídeo, así como fotocopiadoras e impresoras. Fundada en 1933 posee la sede central en Tokio (Japón)

Entre su amplia gama de impresoras de tinta se encuentran la Canon 250, Canon 520, Canon 1600 y todas las de la gama Canon Pixma por lo que presenta una gran variedad de cartuchos de tinta.

Los cartuchos de tinta Canon destacan por su precio ya que son de los más económicos del mercado. Esto es debido a que no incluyen los cabezales como es en caso de los fabricados por HP sino que dichos cabezales se encuentran integrados en el conjunto de la impresora como una pieza más lo que implica unos costes más bajos en la fabricación del cartucho que, revierten en el cliente.

Mantenimiento de cartuchos de tinta Canon

Para el mantenimiento de los cartuchos de las impresoras Canon (independientemente de si se trata de cartuchos originales o compatibles) hay que seguir una serie de pautas básicas como son:

Realizar una impresión cada quince días. Esto evita que la tinta se seque en los cabezales pues la propia impresora realiza una limpieza cada vez que se inicia una impresión.

Cuando no se use la impresora mantenerla apagada. De esta forma los cabezales reposarán sobre las almohadillas de limpieza evitando que estos se sequen.

Mantener los cartuchos en su envase. Con esta medida se evita la evaporación de la tinta por los distintos poros del cartucho y siempre en posición vertical, nunca de lado o boca abajo.

En caso de tener que retirar el cartucho de la impresora. Guardarlo siempre con los protectores incorporados a fin de que la tinta no se seque en las boquillas.

Mantenerlos a temperatura ambiente. Algunas tintas se desvirtúan si se mantienen en frío o bajo una temperatura elevada.

Conclusión

Bastan estos sencillos pasos para mantener los cartuchos en buen estado y por ende, proteger, en la medida de lo posible la impresora.

En definitiva, unas pautas muy sencillas que cualquier usuario puede llevar a cabo.

printer cartridge

Etiquetado en Informática

Para estar informado de los últimos artículos, suscríbase:

Comentar este post